Los Chokers salen del baúl de los 90 y adquieren protagonismo

En el mundo de la moda, dicen que todos los estilos pasados, terminan por regresar tarde o temprano. Para muestra de ello, tenemos los Jeans, las botas, las maxi faldas, las mini también, hasta en lo que se refiere al estilo en el cabello. Entonces, no debe extrañarnos que suceda de igual manera con los accesorios que complementan el look.

Aparte del maquillaje, los accesorios de bisutería, juegan un rol importante en todo outfit, por ello, es importante cuidar su buen uso y mantenerse al tanto de las nuevas tendencias al respecto. En este sentido, es casi de cumplimiento obligatorio, que pase por aquí a comentarte la revolución que se vive en el mundo de los accesorios, con el retorno de los Chokers.

Para quienes entonces eran muy jóvenes y no lo recuerdan, estas gargantillas ´pegadas al cuello, fueron la delicia de jóvenes, adolescentes y no tan jóvenes en la década de los 90, aunque en ese entonces, se trataba de un hilo de nylon, por lo general en tonos oscuros, que en un diseño tejido y elástico, se ajustaba al cuello, pareciendo incluso un tatuaje de tipo tribal.

Pues bien, con ese de que las modas regresan, desde el 2016, ya se hacía evidente el retorno de dichas gargantillas, de la mano (o cuello) de muchas artistas y célebs. Y contrario a lo que en un principio pudiese pensarse, en esta ocasión no se ha tratado de una moda pasajera, sino que aun ahora, a escasos meses para culminar el año 2017, siguen marcando tendencia en el mundo de la bisutería.

Y es que aún, cuando las hay muy elaboradas, con pedrería, cadenas y joyerías, otras son de diseños tan sencillos, que cualquiera con un poco de tiempo e imaginación podría ser capaz de crear verdaderas joyas, a un costo muy bajo. Entonces, si te llama la atención elaborar tus propios Chokers, necesitaras los materiales para ello, y no olvides los cierres tipo gargantilla.

En trapillo, con pañuelos, telas aterciopeladas, de cuero, sintéticas, e incluso en con cadenitas, con dijes de distintos tamaños, o utilizando lazos. Las opciones son muchas y dan para crear infinitos diseños, solo queda intentarlo.